La escuadra camotera visitó a Tigres en la jornada 16 del torneo, ya sin posibilidades de liguilla, a pesar de esto los de la franja buscaban cerrar de buena forma como visitantes en el torneo mientras que los felinos buscarían la victoria para colocarse en los primeros 8 lugares de liguilla.

 Este partido dio inicio en punto de las 19 horas donde los Tigres y Camoteros iniciaban de buena forma el encuentro ya que el esférico se disputaba en medio campo, y ambos equipos empezaron a tener jugadas de peligro pero sin conseguir el gol, hasta que al 17´tras una buena jugada del Puebla, Christian Tabo mandaba un centro al área donde Nahuel Guzmán rechazaba el esférico y Luis Rodríguez sin querer casi mete autogol pero en su intento por rechazar el balón, este le quedo fácil a Cavallini para que solo empujara el balón para anotar el 0-1 a favor de los poblanos.

La alegría les duraría poco a los visitantes y es que dos minutos después al 19 tras un rechace de la defensa poblana en un tiro de esquina Eduardo Vargas sacaba un disparo de larga distancia que rechazaba Vikonis pero llegaba el francés A. Gignac para empujar el esférico al fondo de la red, pero seria revisada por el VAR tras un posible fuera de lugar pero se determino que estaba en buena posición el delantero de Tigres pero Nicolás Vikonis sufriría una lesión en el peroné de la pierna izquierda, por esta razón saldría de cambio para el ingreso de Jesús Iván Rodríguez.

Desde ese momento Tigres demostraba su gran potencial, para el minuto 37 Eduardo Vargas sacaría un disparo dentro del área poblana sin marcación para anotar el 2-1.

Momentos más tarde al 44´ A. Gignac de tiro libre anotaba un golazo al ángulo, donde no tuvo nada que hacer el arquero poblano para el 3-1.

Con un Puebla completamente desorientado al 45+3 el francés Gignac mandaba un centro al área para que el chileno Eduardo Vargas empujara el balón para anotar el escandaloso 4-1.

Para la segunda mitad Tigres sin tanto esfuerzo podía ocasionar peligro en el área visitante, y al 49´ el temible delantero Gignac por la banda derecha se quitaba la marca de Loroña y sacaba un disparo a segundo poste del arquero Rodríguez para anotar un golazo y los felinos ganaban 5-1 y al 64 otra vez Gignac anotaba su cuarto gol de la noche, donde sacaba un disparo sin fuerza, pero con una buena colocación para que el arquero poblano no pudiera alcanzarla.

6-1 fue el marcador final para que Tigres asegure su lugar en liguilla y con una buena diferencia de goles mientras que Puebla se despedirá de su gente el próximo viernes 16 de noviembre ante los xolos de Tijuana.