Luego de que desde hace algunas semanas concesionarios del transporte público han exigido al gobierno del estado un incremento a la tarifa del pasaje que podría alcanzar hasta los 10 pesos, la Unión de Transportistas anunció que este lunes habrá un paro de labores.

Aunado a ello afirmaron que el cese de actividades se mantendrá indefinidamente hasta lograr su cometido y afirmaron no tener miedo de que las autoridades locales tomen represalias.

Finalmente pidieron una disculpa a la ciudadanía por las molestias que se generen pero afirmaron que hay disponibilidad para negociar, sólo que rechazaron esperar una negociación hasta que asuma el cargo Luis Miguel Barbosa.

SIMT llama al diálogo; anuncian retiro de concesiones 

Tras el anuncio de los transportistas, el gobierno del Estado, a través de la Secretaría de Infraestructura, Movilidad y Transportes (SIMT), informó que las declaraciones fueron hechas por un grupo minoritario del gremio, mismo que exige un alza que va de los 10 a los 12 pesos.

Así mismo, la dependencia indicó que se invitó a los quejosos a continuar las mesas de trabajo y se ha sostenido el entendimiento de la necesidad del aumento, pero que debe ser contrastado con base en resultados y en favor de la economía de los poblanos.

A su vez señaló que el gobierno del Estado no cederá a presiones y de acuerdo al Reglamento de la Ley del Transportes del Estado establece, la suspensión o interrupción del servicio, así como el bloqueo a la infraestructura vial provocaría la revocación de la concesión.

Informaron que previo la próxima mesa de trabajo, convocada para el día jueves en las instalaciones de la Secretaría General de Gobierno (SGG), la Subsecretaría de Movilidad y Transportes tiene instrucciones de acudir a las bases y verificar la prestación del servicio.

Finalmente invitaron a la población a reportar cualquier anomalía que se observe, además de estar atentos a los avisos de esta dependencia.